Regional Amateur | LIBERTAD (CONCORDIA)

Volvió con las manos vacías

Pese a la entrega, el Lobo no pudo con Achirense y cayó derrotado por 2-1. Mauricio Benítez convirtió el único gol de los de Concordia, que era el empate parcial.

Publicada: 14/06/2015 23:45:02

Lecturas: 518

En la tarde fría del sábado, Libertad viajó hacia Las Achiras para medirse con Achirense por la 3ra fecha del certamen nacional y allí los dirigidos por Mario Sánchez no consiguieron sumar de a tres al caer por 2-1 ante el conjunto local.

Desde el arranque, los planteles intentaron, pero no existieron jugadas claras que pudieran abrir el marcador. El dueño de casa inclinaba poco a poco la cancha a su favor, tal es así que a los 13 minutos de la primera parte, el Lobo se descuidó y el Verde aprovechó. Tras una jugada que arrancó por la derecha, Juan Sánchez llegó al fondo, tiró al centro y solo entraba Lisardo Francolini para rematar y marcar la primera emoción de la tarde.

Rápidamente, los concordienses buscaron reaccionar creando sus chances, pero sus delanteros no estaban precisos para anotar. En el complemento, Libertad salió a apretar, decidido a emparejar la situación y afortunadamente lo consiguió.

De una pelota parada nació el tanto de la igualdad. Cuando transitaban los 10 minutos, Gustavo Trinidad disparó al centro, Baigorria intentó despejar y le quedó a Mauricio Benítez, que de cabeza, concretó el 1-1 transitorio. Después de ese gol, Libertad comenzó a crecer aún más, pero el equipo local se plantó firme, cortando las acciones en la última línea.

A los 25 apareció un contragolpe de los dirigidos por Diego Ciarroca que finalizó en el 2-1 para Achirense. Ganó el balón “Jano” Francolini, se la entregó al ingresado Horacio Cáceres, quien enganchó ante la salida de Mauricio Benítez y remató al arco para estampar el segundo grito para los Verdes.

Más tarde, el Lobo llegó a su segundo gol, era el del empate, pero el línea cobró posición adelantada y el tanto fue anulado.De esta manera Libertad no logró traerse las unidades en juego y se quedó con las manos vacías.

Evangelina Ducasse

comentarios

notasrelacionadas

notasanteriores

másleídas